Oración de la sangre de cristo en letra

La oración de la sangre de Cristo es una poderosa herramienta espiritual que nos protege del mal y nos guía hacia la salvación. Recítala con fe y devoción.


La oración de la sangre de Cristo es una poderosa herramienta espiritual que nos ayuda a protegernos de las fuerzas del mal. Esta oración se enfoca en la sangre de Cristo como un símbolo de su sacrificio y amor por nosotros. Al recitar esta oración, podemos sentir la presencia de Dios y su protección divina.


Oh, preciosa sangre de Cristo, que fluye desde las venas de nuestro Salvador, te adoramos y te alabamos. Tu sangre es la fuente de nuestra salvación y la protección contra el mal. Te pedimos que nos cubras con tu manto sagrado y nos protejas de todo peligro.



Oh, sangre de Cristo, que nos limpia de todo pecado, te pedimos que nos perdones por nuestras faltas y nos ayudes a vivir una vida en santidad. Que tu sangre nos purifique y nos haga dignos de la gracia divina.


Oh, sangre de Cristo, que nos da la vida eterna, te pedimos que nos guíes en nuestro camino hacia la salvación. Que tu sangre nos fortalezca en la fe y nos ayude a perseverar en la adversidad. Amén.


La oración de la sangre de Cristo debe ser recitada con fe y devoción. Se recomienda leerla al menos una vez al día, preferiblemente en la mañana o en la noche. Puede ser complementada con otras prácticas espirituales como la meditación y la lectura de la Biblia.


Autor:
Jose Sanz